La Diputación Provincial y FACSA inauguran la depuradora de Barracas

El presidente de la Diputación Provincial de Castellón, Javier Moliner, ha inaugurado la nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) que dará servicio a la localidad de Barracas, en la comarca del Alto Palancia, cuya explotación correrá a cargo de FACSA.

Según ha explicado David Miguel, jefe de Zona Explotaciones de la empresa de Gimeno Servicios, además del nuevo colector de entrada desde el cruce de la A-23, el proyecto ha permitido habilitar la nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales formada por bombeo de agua, pretratamiento, reactor biológico mediante tratamiento con aireación prolongada y decantador secundario. “Con ello se consigue un adecuado tratamiento de las aguas residuales, garantizando las condiciones de vertido al cauce público, así como la instalación de un emisario de las aguas depuradas”, ha indicado David Miguel.

La actuación se ha completado con la instalación y construcción de eras de secado, una caseta de explotación y la ejecución de un camino de acceso, además de la acometida eléctrica en media tensión, la acometida de agua potable, la urbanización del recinto y la colocación del vallado.

Por su parte, el presidente de la Diputación Provincial, Javier Moliner, ha valorado que “estas actuaciones son esas obras que no se ven, no están en el casco urbano, no llaman la atención, pero igualan las oportunidades de la gente que vive en un pueblo respecto de los que viven en una capital, y sobre todo minimizan el impacto de la vida humana respecto del entorno en el que vivimos”.

Y es que con esta nueva instalación, que ha supuesto una inversión de 261.492 euros, el Gobierno Provincial ya presta servicio de depuración de aguas residuales a un total de 95 municipios de la provincia de los 116 pueblos que hay de menos de 5.000 habitantes. En cifras, únicamente durante 2017 las instalaciones dieron servicio a más de 72.500 habitantes y depuraron un caudal de más de 6.080.000 litros.