Facsa será responsable del mantenimiento de 9 estaciones depuradoras Islas Baleares

CASTELLÓN. El área de Saneamiento y Depuración de FACSA ha ampliado su presencia geográfica en España con la implantación en las Islas Baleares. La empresa se ha unido a la fima local construcciones LLull Sastre SA para obtener la adjudicación del contrato de funcionamiento y mantenimiento de las estaciones depuradoras de aguas residuales de nueve municipios de la isla ed Mallorca, como Soller, Andratx o Deià entre otros.

FACSA gestiona en estos momentos más de 100 depuradoras en toda España, que dan servicio a más de 800.000 personas. Una de las instalaciones que FACSA gestiona desde hace aproximadamente dos años es la depuradora de Alcoy, que atiende a los casi 62.000 habitantes de la población alicantina.