Gimecons avanza en el desarrollo de materiales de construcción más sostenibles y confortables

gimecons-confortma-materiales-ceramicos
  • El equipo del proyecto Confortma logra diseñar dos nuevos productos cerámicos capaces de regular la humedad y la temperatura de las viviendas y de eliminar contaminantes en ambientes interiores
  • Los objetivos principales son disminuir el consumo energético, las emisiones de CO2, los casos de Síndrome de Edificio Enfermo y el impacto ambiental por el uso de materiales residuales, así como eliminar los compuestos orgánicos volátiles

 

  • Tras meses de trabajo, Gimecons ha obtenido los primeros resultados del innovador proyecto Confortma, con el que persigue la construcción -junto al Instituto Universitario de Tecnología Cerámica de la Universitat Jaume I de Castelló (IUTC-UJI) y Realonda- de viviendas más saludables, eficientes energéticamente y respetuosas con el entorno.

    Todo ello a través del desarrollo, validación y comercialización de dos tecnologías pasivas basadas en materiales cerámicos que, entre otros beneficios, permitan disminuir el consumo energético de calefacción y refrigeración y las emisiones de CO2 asociadas al consumo energético, así como eliminar los compuestos orgánicos volátiles (COVs) en espacios interiores y reducir los casos de Síndrome de Edificio Enfermo y el impacto ambiental de la construcción por el uso de materiales residuales.

    En este marco, fruto del trabajo de investigación llevado a cabo, el equipo del proyecto ha logrado desarrollar dos novedosos materiales de construcción: un material cerámico que regula la temperatura de espacios interiores y unas baldosas capaces de regular la humedad interior de las viviendas y de eliminar contaminantes (compuestos orgánicos volátiles (COVs)). Contaminantes producidos en el interior de los baños, relacionados con componentes que conforman el mobiliario interior o que se generan a partir de partículas como las que emiten el humo de los cigarrillos o la basura.

    El próximo paso del proyecto -financiado por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades y los fondos FEDER a través de la convocatoria Retos-Colaboración- será probar estos materiales, ya validados en laboratorio en unos demostradores piloto, en las instalaciones de la UJI a fin de verificar su funcionalidad a una mayor escala.

Comparte esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Share on LinkedIn
Linkedin